Las 10 mejores heladeras de 2021

¿Cuál es la mejor heladera?

Qué maravilla poder disfrutar de un helado fresquito sin tener que salir de casa ni esperar colas eternas en los meses más calurosos del verano.

¿Sabías que algunos modelos también pueden enfriar botellas en menos de 5 minutos? Te presentamos las mejores heladeras de 2021.

Qué encontrarás en esta guía:

  1. Las 10 mejores heladeras de 2021
  2. Comparativa de las mejores heladeras
  3. Guía para comprar una heladera

Mejores heladeras del mercado

Máquina de Hacer Helados Springlane Kitchen

  • Máquina de hacer helados con compresor
  • Potencia: 135 W
  • Capacidad: 1’2 litros de helado
  • Dimensiones: 45 x 32 x 27 cm

Sorbetes caseros, yogures helados o el clásico helado cremoso de vainilla. Con esta heladera podrás convertir tu cocina en una heladería profesional en cuestión de minutos.

No te preocupes por el espacio y la limpieza. Su diseño compacto y su acabado en acero inoxidable se adaptan al tamaño de cualquier cocina.

La tapa, los recipientes para el helado y el brazo mezclador pueden introducirse en el lavavajillas.

VER OFERTA EN AMAZON
PROS
  • Compresor auto refrigerante – No necesitas congelación previa para empezar a elaborar los helados.
  • Facilidad de uso – Pantalla LCD y un mando giratorio para configurar el tiempo de preparación.
  • Accesorios – Vaso medidor, cuchara y espátula para retirar el helado y hasta un libro de recetas.
CONTRAS
  • Ruido – Durante la elaboración de los helados emite un sonido que puede resultar molesto si te encuentras cerca.

H.Koenig HF320

  • Heladera profesional de acero inoxidable
  • Potencia: 180 W
  • Capacidad: 2 litros de helado
  • Medidas: 42 x 29 x 21.5 cm

¿Tienes niños en casa? Con esta heladera eléctrica los veranos de los más pequeños de la casa serán mucho más felices. Gracias a su gran capacidad (2 litros) y su cuchara especial para bolas de helado nadie se quedará sin su sabor favorito.

¿Te apetece una cervecita fría? Solo tienes que introducirla en el interior de la heladera y su función enfriadora de botellas la dejará a la temperatura perfecta en unos minutos.

PROS
  • Apagado automático – Deja que la heladera haga su trabajo y aprovecha tu tiempo para realizar otras tareas.
  • Enfriadora de botellas – Puedes introducir botellas en su interior y consumirlas fresquitas en pocos minutos.
  • Rápida – Tus helados estarán listos en menos de una hora
CONTRAS
  • Manual de instrucciones – Es muy escueto y poco conciso.

Ariete 642 Heladera eléctrica

  • Heladera casera barata
  • Potencia: 12 W
  • Capacidad: 1’5 litros de helado
  • Dimensiones: 23 x 24 x 21 cm

No vas a encontrar otra heladera tan económica y tan sencilla de usar. Apenas ocupa espacio en la cocina. Solo tienes que apretar el botón de encendido y dejar que el aparato se encargue de la elaboración.

Gracias a los pies antideslizantes no tendrás problemas de goteos y manchas. Cuando tus helados estén listos puedes desmontar todas las piezas cómodamente para dejarlas como nuevas bajo el grifo.

PROS
  • El mejor precio – Una heladera profesional muy económica
  • Tapa transparente con orifico – Controla el proceso de elaboración y te permite añadir ingredientes extra.
  • Cubeta con doble aislamiento – Helados más cremosos y sin molestos grumos.
CONTRAS
  • Tiempo de elaboración – Por su limitada potencia tendrás que tener un poco de paciencia para disfrutar de tus helados.

H.Koenig HF250

  • Heladera profesional con compresor
  • Potencia: 150 W
  • Capacidad: 1’5 litros de helado
  • Medidas: 44 x 36 x 36 cm

Cuando aprieta el calor los niños no tienen paciencia para esperar por sus helados favoritos. Gracias a los 150 vatios de potencia de esta heladera eléctrica podrán tenerlos listos en tan solo media hora.

¿Sabías que también puedes enfriar todo tipo de botellas en menos de 5 minutos? La función de auto apagado y la de conservación del frío convierten a la HF250 de H.Koenig en una de las mejores heladeras del mercado.

VER OFERTA EN AMAZON
PROS
  • Función conservación de frío – Para que tus helados favoritos no se derritan antes de que los puedas disfrutar.
  • Control de la preparación – Escoge los tiempos de manera sencilla desde la pantalla LCD. Cuando acabe se apagará sola.
  • Tapa con ventanilla integrada – Puedes añadir ingredientes extra en cualquier momento.
CONTRAS
  • Peso – Sus 11 kg de peso dificultan su movilidad.

Heladera yogurtera 2 en 1 ELISA

  • Heladera con compresor de refrigeración
  • Potencia: 180 W
  • Capacidad: 2 litros de helado
  • Medidas: 48 x 28 x 27 cm

¿Una yogurtera y una heladera en el mismo dispositivo? Elisa cuenta con un compresor refrigerante y un dispositivo calefactor que le permiten alcanzar desde los -35ºC hasta los 40ºC para crear helados y yogures de aspecto y sabor profesionales.

Con sus 180 vatios de potencia podrás elaborar yogures de tus sabores favoritos en menos de 8 horas, y los helados estarán listos para degustar en apenas 45 minutos.

VER OFERTA EN AMAZON
PROS
  • Función yogurtera – Integra un calefactor que transforma la leche en yogur.
  • 4 programaciones – Heladera, yogurtera, enfriado y mezclado.
  • Accesorios extra – Además de un vaso medidor, espátula y cuchara para bolas de helado incluye un práctico libro de recetas.
CONTRAS
  • Material del mezclador – El brazo mezclador está fabricado en plástico.

Krups Perfect Mix 9000

  • Heladera eléctrica pequeña
  • Potencia: 30 W
  • Capacidad: 1 litro de helado
  • Dimensiones: 28 x 28 x 21 cm

Una de las mejores heladeras en cuanto a relación calidad precio se refiere. Cuenta con base antideslizante para evitar ruidos molestos en el congelador.

Cuando termina emite un aviso sonoro para que sepas que el helado está preparado. El recipiente extraíble te facilita la limpieza y te permite conservar la heladera como nueva durante muchos años.

PROS
  • Diseño y tamaño – Ahorra espacio en la cocina. Cuenta con un atractivo cromado en acero inoxidable.
  • Seguridad – Función de auto apagado y doble aislamiento en el recipiente.
  • Pantalla LCD – Te permite controlar todo el proceso de elaboración.
CONTRAS
  • Paso previo – Debes introducir la cubeta en el congelador 24 antes de elaborar los helados.

Cuisinart ICE30BCE

  • Heladera de acero inoxidable
  • Potencia: 35 W
  • Capacidad: 2 litros
  • Dimensiones: 23 x 24 x 30 cm

Tus helados estarán libres del contacto con plásticos y otros químicos gracias a su recipiente de aluminio pulido y su acabado exterior en acero inoxidable.

¿Te Has olvidado de algo? No hay problema. La tapa transparente cuenta con un orificio desde el que podrás añadir cualquier ingrediente extra sin necesidad de interrumpir el proceso.

VER OFERTA EN AMAZON
PROS
  • Material del recipiente – Base de aluminio pulido totalmente libre de plásticos.
  • Gran capacidad – Hasta 2 litros (se recomienda un máximo de 1’5 litros).
  • El más rápido – Helados listos en tan solo 25 minutos.
CONTRAS
  • Altura de la cubeta – La cubeta ha de introducirse en el congelador. En algunos cajones puede resultar complicado.

H.Koenig HF180 Máquina Para Hacer Helados Caseros

  • Heladera con compresor
  • Potencia: 135 W
  • Capacidad: 1 litro
  • Medidas: 44 x 37 x 34 cm

Gracias al compresor refrigerante integrado y a sus 135 W de potencia no necesitas introducir la heladera en el congelador para poder disfrutar de tus cucuruchos o tarrinas de helado favoritas en menos de 45 minutos.

Tampoco tienes que preocuparte por si los helados se derriten, ya que su función de conservación del frío los mantiene frescos hasta una hora después de su elaboración.

VER OFERTA EN AMAZON
PROS
  • Temporizador – Selecciona el tiempo de elaboración y controla el proceso desde la pantalla LCD
  • Función conservación del frío – Mantiene los helados fresquitos sin riesgo de que se derritan.
  • Enfriadora de botellas – Tus refrescos fríos en menos de 5 minutos colocándolos en el interior de la heladera.
CONTRAS
  • Libro de recetas – En las instrucciones se incluyen algunas recetas, pero su traducción al español es muy deficiente.

Cuisinart ICE40BCE

  • Heladera profesional doble
  • Potencia: 50 W
  • Capacidad: 2 litros
  • Dimensiones: 39 x 22 x 21 cm

Ya no habrá discusiones a la hora de elegir el helado para las tardes de verano. Las cubetas independientes te permiten separar los ingredientes y crear tus propias recetas originales de dos sabores.

Es una de las heladeras más ligeras (tan solo 5kg), por lo que podrás llevártela de vacaciones y preparar tus helados favoritos en los días que más aprieta el calor.

¿Lo mejor de todo? Que puedes tener una heladera doble por un precio mucho menor que el de la mayoría de heladeras convencionales.

VER OFERTA EN AMAZON
PROS
  • 2 cubetas independientes – Elabora helados de dos sabores diferentes al mismo tiempo.
  • Rapidez – 35 rpm de rotación de las palas para completar el proceso en tan solo 25 minutos.
  • Facilidad de limpieza – Piezas desmontables. La tapa y las palas mezcladoras pueden lavarse en el lavavajillas.
CONTRAS
  • Un poco ruidoso – Sobre todo si utilizas las dos cubetas al mismo tiempo

Musso Mini Lussino 4080

  • Heladera profesional con compresor
  • Potencia: 200 W
  • Capacidad: 0’75 litros
  • Medidas: 30 x 27 x 45 cm

Probablemente la mejor heladera con compresor del mercado. Hasta las palas mezcladoras son de acero inoxidable, prescindiendo de plásticos y elaborando helados cremosos sin grumos ni cristales.

Si quieres hacerte famoso o famosa por la calidad de tus helados caseros, la Musso Mini Lussino 4080 es la heladera que necesitas.

PROS
  • Potencia – Una de las heladeras más potentes. Tus helados estarán listos en apenas 20 minutos.
  • Diseño – Elegante diseño y acabado en acero inoxidable que queda de maravilla en cualquier cocina.
  • Garantía – El fabricante te ofrece 30 días de prueba. Si no te satisface su funcionamiento se compromete a devolverte el dinero.
CONTRAS
  • El precio – No se trata de una heladera barata.

Comparativa de las mejores heladeras

MÁS VENDIDA

PROS

  • Compresor auto refrigerante
  • Facilidad de uso
  • Accesorios

CONTRAS

  • Ruido
MEJOR VALORADA
H.Koenig HF320
N/D
Sin opiniones

PROS

  • Apagado automático
  • Enfriadora de botellas
  • Rápida

CONTRAS

  • Manual de instrucciones
MÁS BARATA
Ariete 642 Heladera eléctrica
N/D
Sin opiniones

PROS

  • El mejor precio
  • Tapa transparente con orifico
  • Cubeta con doble aislamiento

CONTRAS

  • Tiempo de elaboración
DOBLE

PROS

  • 2 cubetas independientes
  • Rapidez
  • Facilidad de limpieza

CONTRAS

  • Un poco ruidoso
PROFESIONAL
Musso Mini Lussino 4080
N/D
Sin opiniones

PROS

  • Potencia
  • Diseño
  • Garantía

CONTRAS

  • El precio

Guía para comprar una heladera

¿Te gustaría conocer los secretos para convertirte en todo un maestro o maestra heladera? A continuación analizamos los aspectos más importantes a tener en cuenta a la hora de elegir y manejar una heladera doméstica.

¿Qué es una heladera?

Una heladera es un pequeño electrodoméstico dotado con la tecnología necesaria para elaborar helados, yogures, sorbetes, granizados o postres helados de manera sencilla y en un breve espacio de tiempo.

¿Cómo funciona una heladera?

Las heladeras domésticas llevan integrado un pequeño motor eléctrico rotatorio que transmite energía a las palas mezcladoras para remover los ingredientes y elaborar los helados. Las heladeras están formadas por los siguientes elementos:

  • Una carcasa robusta de acero inoxidable.
  • Un motor eléctrico.
  • Palas mezcladoras.
  • Algunos modelos incorporan un compresor refrigerante.
  • Una tapa hermética con un orificio para añadir ingredientes extra.
  • Una cubeta para almacenar los ingredientes a remover.
  • Cable para enchufar la heladera a la red eléctrica.
  • Panel de mandos (puede incluir pantalla LCD digital)

Tanto las heladeras con compresor refrigerante como las que prescinden de este componente tienen un funcionamiento similar. El motor eléctrico acciona las palas, que se encargan de remover los ingredientes hasta que alcanzan la textura deseada.

La diferencia radica en los pasos previos y posteriores a la mera elaboración del helado. Las heladeras domésticas sin compresor necesitan que la cubeta sea introducida en el congelador varias horas antes de uso. Lo mismo pasa cuando el helado está acabado. Hay que meterlo en el congelador para evitar que se derrita.

En el caso de las heladeras con compresor todo el proceso se completa a temperatura ambiente, ya que el dispositivo se encarga de generar el frío, tanto durante la elaboración como para mantenerlo en la hora posterior a la finalización.

5 Motivos para comprar una heladera

Comodidad

A nadie le apetece tener que guardar colas eternas para poder conseguir un helado en la calle. Además, si tienes niños en casa, con una heladera doméstica podrás elaborar helados para toda la semana de una sola vez. Los accesorios desmontables te facilitan la limpieza, y el control de los ingredientes te permite crear recetas más saludables, con menos azúcar y sin aditivos.

Precio

En nuestra comparativa de las mejores heladeras de 2021 vas a encontrar heladeras caseras muy económicas, como la Ariete 642. Incluso si quieres elaborar helados de dos sabores al mismo tiempo podrás hacerlo por un precio muy reducido, como con la heladera dúo de Cuisinart.

Facilidad de limpieza

En un principio podría parecer que la elaboración de un helado es sinónimo de suciedad. Sin embargo, las heladeras domésticas modernas cuentan con bases antiadherentes que facilitan la retirada del helado de las cubetas. Muchos modelos incluyen espátulas y cucharas especiales para bolas de helado.

Además, la mayoría de las heladeras caseras incorporan componentes desmontables, y te permiten introducir las palas mezcladoras, las cubetas o las tapas en el lavavajillas.

Manejo sencillo

Es muy fácil manipular una heladera. De hecho, lo más complicado es la búsqueda de una buena receta que te permita elaborar los helados más sabrosos. Las heladeras caseras se manejan con facilidad desde un panel que puede ser analógico (con sencillos mandos giratorios) o digital (que suelen contar con funciones de programación automática y temporizadores).

Alimentación saludable

Un helado puede ser una gran fuente de proteínas si se escogen los ingredientes adecuados. La ventaja de las heladeras domésticas es que te permiten ejercer el control sobre la alimentación de los más pequeños.

En internet podrás encontrar cientos de recetas de helados saludables en las que puedes prescindir de colorantes, conservantes, aditivos y cualquier otro ingrediente poco saludable, así como reducir al máximo el azúcar utilizado para la elaboración.

Tipos de heladeras

Hay dos tipos principales de heladeras domésticas que debes conocer: las que llevan un compresor refrigerante integrado y las que se limitan a mezclar los ingredientes. Veamos cómo funciona cada una:

Heladeras domésticas con compresor

Un compresor refrigerante integrado en la carcasa del dispositivo se encarga de mantener en todo momento los ingredientes a la temperatura adecuada para realizar la mezcla, por lo que no es necesario introducir la cubeta varias horas antes en el congelador.

Suelen contar con una potencia superior a los 100 vatios, que les permite ofrecer resultados en menos de una hora. El compresor también facilita la conservación del helado durante los minutos posteriores. Sus desventajas: un precio más elevado y mayor consumo de energía.

Heladeras caseras sin compresor

El funcionamiento es similar al de las heladeras con compresor. Sin embargo, en este caso, la heladera no genera frío por sí misma.

Es necesario introducir los recipientes contenedores varias horas antes en el frigorífico y repetir este proceso una vez que el helado esté acabado para conservarlo a la temperatura correcta.

Sus desventajas: cuentan con motores menos potentes y necesitan pasos previos para elaborar los helados. Sus beneficios: Menor consumo eléctrico, menor tamaño y, sobre todo, un precio mucho más económico.

Heladeras manuales

Las heladeras manuales son aquellas en las que el proceso de mezclado se realiza de forma manual. Al igual que las heladeras sin compresor, el recipiente debe congelarse 24 horas antes. En lugar de aspas mezcladoras, incorporan una manivela que el usuario debe girar para elaborar los helados.

Este tipo de heladeras caseras es el menos utilizado, ya que requiere de mucho esfuerzo y no garantiza una textura homogénea. Sus ventajas: no consume electricidad y es el precio es más económico.

Consejos para comprar una heladera

¿Cuántas personas consumen helados en casa? ¿Vienen invitados a menudo? ¿De qué espacio dispones en la cocina? Las respuestas a estas preguntas y los consejos y recomendaciones que te ofrecemos a continuación te ayudarán a elegir la heladera casera que mejor se ajuste a tus gustos y necesidades.

Capacidad

La capacidad determina la cantidad de helado que es capaz de elaborar la heladera, y se mide en litros. Debes tener en cuenta que se recomienda no añadir ingredientes por el total de la capacidad, ya que podrían ser expulsados al exterior por el movimiento de las palas.

La mayoría de las heladeras domésticas superan el litro de capacidad, pero si necesitas la mayor cantidad de helado posible para tus niños o para los invitados puedes optar por heladeras caseras de 2 litros, como la H.Koenig HF320.

Potencia

En cuanto a la potencia debes tener en cuenta que no es la misma energía la que se necesita para una heladera con compresor que para una sin esta función. Las heladeras caseras sin compresor, como la Krups Perfect Mix 9000, tienen más que suficiente con sus 30 vatios para dejar los helados a la textura perfecta.

Si eliges una heladera profesional con compresor, cuanta más potencia desarrolle más rápidamente se generará el frío necesario para la elaboración de los helados y se podrán conservar sin derretirse durante más tiempo. Puedes encontrar desde modelos que desarrollan una potencia de 135 vatios, como la H.Koenig HF180, hasta heladeras de máxima potencia, como la Musso Mini Lussino 4080, que alcanza los 200 vatios.

Tamaño

Si tienes muchos electrodomésticos en la cocina no querrás que tu heladera sature más el ambiente, por lo que debes apostar por un modelo de tamaño reducido. En este caso, las heladeras sin compresor son las más adecuadas para ahorrar espacio. Un buen ejemplo es la heladera dúo Cuisinart, que además te permite transportarla con facilidad gracias a sus escasos 5 kg de peso.

Materiales de fabricación

Para que tu heladera doméstica dure muchos años es necesario que esté fabricada con una materia prima de calidad. El acero inoxidable y el aluminio pulido son los materiales más recomendables en una heladera casera. Debes revisar que el fabricante asegure que los componentes plásticos estén libres de BPA o cualquier otro elemento químico que pueda resultar perjudicial para la salud.

Accesorios extra

Algunos accesorios te van a facilitar el uso de tu heladera, por lo que es recomendable que revises si el fabricante los incluye en el envío. Te damos algunas sugerencias:

  • Cucharas para crear bolas de helado.
  • Espátulas para retirar el helado de la base.
  • Vasos medidores.
  • Libros de recetas.

Funciones automáticas

Las heladeras domésticas con pantalla LCD incorporada pueden incluir algunas funciones extra para crear helados más parecidos a los de una heladería profesional. Es el caso de la Heladera yogurtera 2 en 1 ELISA, que además de compresor y calefactor para elaborar yogures, incorpora la función de mantenimiento de frío, o la Springlane Kitchen, con una función que te permite enfriar botellas en su interior en tan solo 5 minutos.

Precio

Si buscas heladeras caseras baratas, nuestra recomendación es que apuestes por un modelo sin compresor, ya que sus precios son muy económicos. Si prefieres una mayor rapidez y conservación de tus helados favoritos tendrás que hacer una inversión inicial mayor y elegir una heladera profesional con compresor.

Mejores marcas de heladeras

  • H.Koenig: La resistencia y durabilidad de los electrodomésticos H.Koenig están garantizadas por su sello de fabricación alemana. Sus heladeras caseras incorporan una práctica función de enfriado de botellas, así como un sistema de conservación del frío que evita que los helados puedan derretirse.
  • Springlane Kitchen: Seguimos con otra de las marcas alemanas que aseguran una larga vida útil en todos sus electrodomésticos y utensilios de cocina. Su heladera de acero inoxidable con compresor incluye accesorios tan prácticos como un vaso medidor, una cuchara para crear bolas de helado profesionales y hasta un libro de recetas.
  • Cuisinart: Tostadoras, hervidores de agua, utensilios de cocina… la marca norteamericana es uno de los gigantes del sector del pequeño electrodoméstico. Su heladera dúo te permite elaborar al mismo tiempo helados de dos sabores gracias a sus cubetas independientes, algo que la convierte en la preferida de los más pequeños de la casa.
  • Musso: Los helados italianos son un referente en todo el mundo. Musso se pone a la altura de sus maestros heladeros con un modelo profesional como la Mini Lussino 4080, una heladera con 200 vatios de potencia en la que hasta las aspas mezcladoras están fabricadas en acero inoxidable.

Preguntas frecuentes sobre heladeras

¿Cómo se usa una heladera?

Las heladeras sin compresor necesitan un paso previo a la elaboración de los helados:
– 24 horas antes de crear tu helado debes introducir la cubeta en el congelador para que se enfríe.
– Una vez cumplido este tiempo, debes sacar la cubeta del congelador y añadirle los diferentes ingredientes.
– Conecta la heladera a la red eléctrica y deja que se realice la mezcla durante el tiempo recomendado por el fabricante.
– Cuando el proceso haya finalizado, retira la cubeta y vuelve a introducirla en el congelador para que el helado adquiera la textura perfecta.
En el caso de las heladeras caseras con compresor solo tienes que enchufara a la corriente, añadir los ingredientes y esperar a que se complete el proceso, ya que la temperatura se genera de forma automática en el interior del dispositivo, que además la conservará durante algunas horas para que no se derritan los helados.

¿Cómo se limpia una heladera doméstica?

La limpieza de tu heladera es fundamental para evitar la aparición de bacterias y patógenos que puedan dañar la salud. Algunos modelos cuentan con componentes que puedes introducir en el lavavajillas. De todas formas, para asegurarte de que tu heladera se encuentre siempre desinfectada e higienizada es recomendable que sigas estos pasos:
– Desmonta todos los componentes extraíbles de tu heladera, incluyendo la tapa, el recipiente o cubeta y las palas mezcladoras.
– Consulta el manual de instrucciones para verificar qué elementos puedes introducir en el lavavajillas.
– Si no puedes lavarlos en el lavavajillas, llena el fregadero con agua tibia y unas gotas de jabón y déjalos en remojo durante unos minutos.
– Utiliza un estropajo para eliminar los restos sólidos de las piezas.
– Seca bien todos los componentes antes de volver a montarlos en la heladera para evitar la acumulación de humedad.
– No te olvides de la carcasa. Utiliza un paño húmedo para eliminar cualquier resto líquido y sécalo todo bien antes de finalizar. Si ves que en alguna junta se ha acumulado algún resto de suciedad puedes retirarla con un cepillo especial o un bastoncillo de algodón.

¿Las heladeras caseras trituran los ingredientes?

Las heladeras domésticas no trituran los ingredientes. Si quieres añadir frutas naturales, nueces, avellanas, o cualquier alimento sólido debes pasarlos antes por la batidora.

¿Cuál es la mejor heladera doméstica?

La mejor heladera casera sin compresor es la Cuisinart IBE40BCE, ya que cuenta con dos cubetas independientes de 1 litro de capacidad cada una que te permiten elaborar a la vez dos sabores de helado diferentes.
La mejor heladera profesional con compresor en cuanto a relación calidad precio se refiere es la heladera 2 en 1 Elisa de Springlane Kitchen, que incluye compresor refrigerante y un dispositivo calefactor que te permite utilizarla también como yogurtera.

Otras máquinas de repostería y pastelería:

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 0 Promedio: 0)